¿Qué es el crowdfunding y cómo funciona?

Hasta hace unos años, cualquier persona que quisiera sacar un proyecto empresarial adelante y no contase con el dinero suficiente para llevarlo a cabo, optaba por varias opciones: pedía un crédito al banco, un préstamo a familiares o amigos, utilizaba sus ahorros, vendía algún bien o solicitaba una subvención o ayuda pública.

Con la llegada de internet, las cosas evolucionan. No solo surgen nuevas empresas emergentes, sino otras formas de financiar sus proyectos, abriendo alternativas como el crowdfunding o micromecenazgo, entre otras.

¿Sabes qué es y cómo funciona? Te lo contamos a continuación.

Crowdfunding: el concepto

Es una red de financiación colectiva a través de internet. Cualquier persona puede realizar donaciones económicas para financiar una determinada startup a cambio de beneficios, rentabilidad, etc. Estos proyectos pueden ser muy diversos, desde tecnológicos, hasta musicales, políticos, escolares o negocios que están naciendo.

También es conocido como financiamiento masivo o colectivo y es la cooperación llevada a cabo por personas con el objetivo de conseguir dinero u otros recursos. Está basado en la idea de que existen personas o inversores con dinero que quieren apoyar a otras con ideas. Es más fácil que diez personas aporten 10 euros que una sola pague 100. En crowdfunding ocurre exactamente lo mismo, por lo que el riesgo es mucho menor.

Conseguir un gran apoyo de dinero por parte de una sola persona es complicado. Sin embargo, gracias a las ventajas que nos da internet, se pueden atraer muchas personas que aporten poco dinero. Cada vez existen más proyectos financiados por esta vía y plataformas que lo hacen posible, como Goteo, Ulule o Teaming. Esto ha supuesto en los últimos años una gran revolución para muchos sectores.

No obstante, junto a esta iniciativa, han ido surgiendo otras nuevas, como las de financiación de startups con tecnología blockchain

¿Cómo subir un proyecto empresarial a una plataforma de crowdfunding?

¡Así funciona! El emprendedor envía el proyecto a la web o plataforma con una descripción clara del proyecto, la cantidad necesaria de financiamiento, el tiempo de recaudación y las recompensas que ofrece. A continuación, la plataforma publica el proyecto por un tiempo determinado (acordado previamente) y se promociona lo máximo posible. Para ello, se ponen en marcha campañas de marketing, se utilizan fichas técnicas, vídeos explicativos, infografías, etc.

Cuando finaliza el plazo, se comprueba si se ha alcanzado la financiación necesaria. En caso de no haberla superado, se regresa el dinero a los inversionistas. De lo contrario, se entrega al emprendedor y los inversores reciben las recompensas correspondientes.

Características del crowdfunding

Queremos mostrarte las principales características de esta modalidad de financiamiento en las empresas:

  • Proceso de inversión. La plataforma se encarga de analizar y valorar la viabilidad de la propuesta que han hecho llegar los emprendedores. Se trata de un análisis completo que se fija en aspectos tecnológicos, estratégicos, comerciales y financieros, entre otros.
  • Estrategias de inversión. El inversor necesita analizar en detalle el plan de negocio, si hay inversiones previas, de quién proceden, el sector, los objetivos, cómo piensa conseguirlos, etc. La mayoría de las plataformas permiten la inversión de pequeñas cantidades de dinero.
  • Destino de la inversión. Lo más habitual es que las empresas listadas en las plataformas de crowdfunding sean startups o proyectos de reciente creación que no tienen dificultades para obtener los recursos económicos necesarios por otras vías.
  • Tipo de inversión. Es importante recordar que las inversiones en startups son a largo plazo. Y como tal, debemos invertir en ellas. Si apoyamos estos proyectos con vistas a obtener beneficios a corto plazo, este no es el lugar más indicado para invertir nuestro dinero. Además, hay que tener presentes los riesgos que implica.

¿Tienes dudas sobre el funcionamiento y la evolución de este modelo financiero?

4 ventajas de invertir en startups a través del crowdfunding

Empresas e inversores pueden beneficiarse de las ventajas de este modelo de financiación:

  • Obtener el capital que necesitan para convertir su negocio en una realidad, sin necesidad de solicitar préstamos en una entidad bancaria.
  • Controlar el estado de la startup en todo momento, hacer seguimiento y conocer la cantidad monetaria que se recauda a diario.
  • Tener constancia de la valoración que el mercado hace de su proyecto, así como de su viabilidad.
  • Tener una visión previa de su posible éxito o fracaso. Si mucha gente se interesa por él, no habrá duda de sus grandes posibilidades para triunfar.

Sin embargo, este tipo de plataformas también conlleva algunas desventajas. Por ejemplo: los emprendedores se preocupan demasiado por dar a conocer la idea de un negocio que todavía no está funcionando. A veces, el hecho de depender directamente de la financiación de los usuarios hace que los emprendedores estén demasiado pendientes de los ingresos. 

No hay que perder de vista los riesgos. Muchas veces, cuando el proyecto logra alcanzar la cantidad deseada, es un indicativo de su gran aceptación entre la sociedad. Si ocurre lo contrario, quizás debamos reordenar la idea. 

¿Te gustaría conocer otros modelos de financiación de startups? Síguenos cada semana en nuestro blog y no te los pierdas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba